miércoles, 12 de julio de 2017

Gitana

Quiero moldearte hasta hacerte una perla
Y soltarte para que te eleves al cielo y repartas arte
Yo no me merezco poder convertirte en esa estrella y ojalá tu llegues a serlo.
 No habrá más posos en el té que te harán y que te hicieron llorar, serás tú.
La primera vez que hice daño se me cayó mi ser.
Fue por ser.
Hice arder el norte con mis garras de arpía y las flores han perdido todo el color.
Dolida,
Un gemido,
Un ahorcado de girasoles y una mente gris donde las semillas advierten tormenta.
Imagino mecerte pequeña,
Imagino no negarte,
Imagino tus alas brillantes alzándose al cielo de nuevo
Imagino que me dejas colorearte la cara
Imagimo que me dejas colocarte en la cama
Imagino que te cambias de muda por unas flores sin espinas.
Pero solo lo puedo imaginar porque he perdido los ojos.
Y miro al techo y no te veo.
Y necesito reventar en palabras y explotar toda la sangre coagulada en el papel que es lo unico que me puede recordar a ti.
Gitana vuela, vete, se.
Que quien te quiere te hará daño
Pero te tengo que susurrar, gitana, que yo no puedo quererte si te voy a hacer daño.
Jamás me podré perdonar haberte hecho ríos de polvo por tus mejillas y haber enrojecido tu alma.
La primera vez que hice daño me bañé en agua hirviendo, me empapé de tu llanto ácido y crudo y me tatué con las uñas tus chillidos

No hay comentarios:

Publicar un comentario